Felipe Calderón amenazó y presionó a ministros de la Suprema Corte

- Por

Resulta interesante que un ministro propuesto por el expresidente panista resulte ser el que declare sobre sus abusos en el poder. El actual presidente de la suprema corte mexicana, Arturo Zaldívar, declaró públicamente que durante los años del PAN en el poder ejecutivo sí hubo presión para actuar o votar de cierta forma en algunos casos.

Zaldívar dejó en claro en televisión que Felipe Calderón “amenazó y presionó” al poder judicial. “Fui testigo de esas presiones”, declara el actual ministro mexicano, dejando en claro que se vulneró la división de poderes mientras el michoacano gobernó México. Recordemos que Zaldívar fue propuesto como candidato a la corte por el panista en 2009, justo a la mitad del sexenio calderonista. 

Felipe Calderón ha declarado que durante su mandato se trabajó con pleno respeto con el poder legislativo y judicial. Mientras tanto, se efectuaban escándalos nacionales como la planeación fallida de la guerra contra el narcotráfico y los multimillonarios perdones fiscales que el sistema tributario aplicó a empresas, artistas, políticos, entre otros. Esta declaración pone al michoacano nuevamente en el debate sobre el abuso de poder presidencial. 

La oposición acusa al obradorismo

Zaldívar no dejó claro cuáles fueron las amenazas y presiones específicas que sufrieron por parte de Calderón. Pero quien también podría proporcionar datos al respecto sería la actual secretaria de gobierno, Olga Sánchez Cordero, quien fuera ministra de la suprema corte en esa época. Lo cierto es que las acusaciones contra el expresidente van en aumento, mientras el conservador sostiene que el poder judicial ya está al cargo de López Obrador. 

Las declaraciones de políticos opositores apuntan en la misma dirección que Felipe Calderón. Aseguran que el poder ejecutivo metió presión para que Eduardo Medina Mora renunciara a su cargo de ministro, una década antes de lo esperado. En esta narrativa opositora, López Obrador estaría organizando un sabotaje en el poder judicial para imponer su cuarta transformación. Calderón no ha salido a negar estas acusaciones.