Pasa #LeyChayote: Peña mantendrá contratos millonarios con medios 9 meses más

- Por

Los legisladores del PRI, el Verde Ecologista y Nueva Alianza lograron imponer la Ley General de Comunicación Social, al votar 205 diputados a favor de lo que ahora se conoce como la #LeyChayote.

Los partidos afines al gobierno lograron también que esta nueva ley entre en vigor hasta el 1º de enero de 2019, es decir, que no aplicará a lo que resta de este gobierno, por lo que peña Nieto y su equipo podrán seguir repartiendo dinero a discrecionalidad lo que resta del sexenio.

Los partidos de oposición criticaron la decisión de aprobar una legislación que institucionaliza la discrecionalidad, pues daña la libertad de expresión y limita el derecho a la información. Y aunque 168 de los diputados votó en contra, el número fue insuficiente para frenar esta nueva ley en el pleno.

Al manifestar su negativa a aprobar esta ley, los diputados de Movimiento Ciudadano, PRD, PAN y Morena aseguraron que se pretende poner un efecto silenciador a los medios que critican al gobierno al no incluirlos en el gasto gubernamental, a pesar de que todos tienen derecho a participar en las partidas de publicidad oficial.

De igual manera, señalaron, esta ley premia a los locutores o periodistas que repiten la narrativa oficial creada por el gobierno para difundir a su favor los mensajes.

La ley se discutió y aprobó en el Pleno de la Cámara de Diputados luego de que la Suprema Corte de Justicia ordenará a los legisladores emitir esta ley, que regula los contratos de publicidad oficial que da el gobierno federal a los medios de comunicación.

En octubre del año pasado, el órgano judicial analizó el gasto público en este rubro, pues existía el conflicto de que los medios afines al gobierno reciben millones de pesos por este concepto, mientras que los críticos no tienen un ingreso por publicidad.

Después de una revisión exhaustiva, determinó que los legisladores habían incurrido en una violación al no emitir esta ley, tal como debió hacerse desde 2014, cuando se aprobó la reforma en este tema.

Pese al mandato constitucional, los legisladores habían dejado pasar tres años, mientras el gobierno seguía gastando a manos llenas miles de millones de pesos en publicidad oficial que repartía a los medios afines.

Excélsior, Televisa, Tv Azteca, la Jornada, Milenio y El Universal son algunos de los que tienen contratos millonarios con el gobierno para difundir los mensajes oficiales. Sin embargo, esto no exenta al resto de los medios, que también tiene contratos aunque no con cifras tan altas.

Discusión inútil

Este martes, en la discusión del pleno, los diputados de la oposición señalaron que la aprobación de esta ley solo demuestra el incumplimiento de las garantías a la información y a la libertad de expresión, algo que debía protegerse con esta legislación.

En la discusión, los legisladores recordaron que el gobierno de Enrique Peña Nieto cerrará la administración con un gasto de 60 mil millones de pesos, mientras que su antecesor —el panista Felipe Calderón— destinó 40 mil millones de pesos a este rubro.

Jorge Álvarez Maynez, de Movimiento Ciudadano, señaló que los medios más beneficiados de este sexenio son Televisa, Tv Azteca y Excélsior, que concentran 50% de los contratos gubernamentales en materia de publicidad.

“Tan sólo en un año, 2017, se le dieron 6 mil millones de pesos a Televisa, 3 mil millones a TV Azteca y mil millones de pesos a Excélsior”, reveló el diputado.

Al tomar la palabra, el legislador fue el que le puso el sobrenombre de #LeyChayote a la nueva legislación y explicó que el chayote es el dinero que se entrega a los medios o a los periodistas para influir en lo que se publica e ir en contra del periodismo.

“El chayote hace que se publique lo que conviene al gobierno”, aseguró Álvarez Maynez.

El diputado señaló que con los tiempos oficiales a los que tiene derecho la administración federal es más que suficiente para promover los mensajes de gobierno, y no se debería estar pagando por tiempo adicional para aparecer en los medios de comunicación.

En su defensa, el Partido Verde aseguró que esta ley permite avanzar en la cultura de la transparencia, pues obligará a las dependencias a diseñar campañas de comunicación. En tanto, el PRI dijo que esta ley no era tan necesaria pues ya existen las redes sociales, donde no se puede limitar a nadie.

Después de las intervenciones de los diputados arranco la votación, a la que no acudieron 127 legisladores, pero que sí cobran su sueldo íntegro.

Después de las cuatro intervenciones en contra y las tres a favor, los diputados de PRI, PVEM y Panal sumaron 205 votos a favor contra 168 en contra. Las 61 reservas que se hicieron a la ley se desecharon de inmediato y la legislación quedo aprobada.

Artículo 19, la organización que se amparó ante la SCJN para exigir que se legislara al respecto, podría manifestarse nuevamente en la Corte para demandar que no se establecieron puntos mínimos en la nueva ley que vigilen la entrega de los contratos.

Ya la semana pasada habían denunciado que el dictamen era inconstitucional y solo se hizo para cumplir el formalismo y no desacatar el mandato de la Corte, pero no garantiza un gasto transparente y mantiene el uso de la publicidad oficial con fines proselitistas.

Con información de Proceso