México obligará a mineras a que regulen sus altos contaminantes

- Por

Distintas miradas críticas a la Cuarta Transformación han vertido sus comentarios señalando la falta de compromiso de la administración obradorista con el cuidado del medio ambiente. Si bien el Gobierno de AMLO ha tenido decisiones controversiales respecto a las empresas mineras, lo cierto es que la postura nacional e internacional del Gobierno es encontrar soluciones para conciliar la actividad minera y la sostenibilidad de los recursos naturales.

La postura mexicana quedó plasmada el pasado 15 de marzo, cuando concluyó la Cuarta Sesión de la Asamblea de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (ANUMA-4), en Nairobi, Kenia, el Gobierno mexicano, con auspicio del Gobierno suizo, promovió la adopción de una declaración ministerial bajo la temática principal de “Soluciones Innovadoras de Producción y Consumo Sostenible para los Retos Ambientales”.

Con esta resolución, México busca movilizar el apoyo de diversos actores para adoptar estándares que permitan reducir el impacto ambiental y social de este sector productivo. Esto responde a la convicción de que incluso en las industrias extractivas tradicionalmente más contaminantes se pueden promover transformaciones que mejoren el desempeño ambiental y maximicen el bienestar de las comunidades locales.

La Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) informó que este compromiso se ha hecho patente con la reciente cancelación del proyecto de una mina para la extracción de oro a cielo abierto en Los Cardones, Baja California Sur.

México y sus propuestas

La resolución Gobernanza de los Recursos Mineros, propuesta por el Gobierno mexicano busca movilizar el apoyo de diversos actores para adoptar estándares que permitan reducir el impacto ambiental y social de este sector productivo.

La resolución también reconoce que la minería bien manejada puede contribuir al cumplimiento de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible al crear empleos, fomentar oportunidades de negocio e impulsar el desarrollo tecnológico.

Sin embargo, al no haber estándares internacionales referentes a una gestión sustentable de la minería, este sector continúa como uno de los que genera mayores externalidades negativas sociales y ambientales.

La cancillería agregó que la directora general para Temas Globales, Camila Zepeda Lizama, tuvo presencia activa en la Asamblea como ponente en tres eventos paralelos, un diálogo de liderazgo y tres encuentros ministeriales sobre diversos temas, así como siete encuentros bilaterales en los que se estrecharon lazos de cooperación con naciones aliadas en favor de la sostenibilidad ambiental.