Se va el titular de la FEPADE tras exhibir las presiones de Lozoya por caso Odebrecht

- Por

Santiago Nieto Castillo, titular de la Fiscalía Especializada Para la Atención de Delitos Electorales (FEPADE), fue removido de su cargo el día de hoy por la Procuraduría General de la República (PGR), tras haber violado el código de conducta de la institución.

Esto, sólo dos días después de que Santiago Castillo revelara en entrevista que Emilio Lozoya, ex director de Petróleos Mexicanos, lo presionó para que declarara públicamente su inocencia en el caso Odebrecht.

Ante la renuncia reciente de Raúl Cervantes, titular de la PGR, la decisión de remover a Santiago del cargo, la tomó Alberto Elías Beltrán, sub procurador Jurídico y de Asuntos Internacionales, “actuando en suplencia del Procurador General de la República”.

El comunicado de la PGR señala que su proceder acata el compromiso de “vigilar que las actuaciones de los servidores públicos sean apegadas a la legalidad y ética institucional, así como a las disposiciones de la investigación del Sistema Procesal Penal Acusatorio, protegiendo en todo momento los derechos humanos de la sociedad en su conjunto”.

La destitución de Santiago, ocurre en medio de una delicada investigación que abrió FEPADE para indagar si parte de los supuestos sobornos que recibió Emilio Lozoya, por parte de la compañía Odebrecht, cuando se desempeñaba como coordinador de Vinculación Internacional en la campaña a la presidencia de Enrique Peña Nieto, fueron a parar, ilegalmente, al financiamiento de ésta.

Recientemente, Emilio Lozoya había ganado un amparo argumentando que la investigación secreta de la FEPADE violaba sus derechos constitucionales; por dicho amparo, Emilio Lozoya recibiría informes sobre los avances de la investigación.

El pasado miércoles, el ahora ex-titular Santiago Nieto, reconoció en entrevista que el imputado le había enviado una carta para pedirle que declarara, de manera pública, su inocencia en el caso.

“Me envió una carta diciendo que quiere que yo haga un pronunciamiento público sobre su inocencia y me envía un currículum diciéndome quién es su papá, quién es su mamá, en dónde estudió. Nunca entendí esta parte; creo que esta carta refleja en gran medida la impunidad, es decir, el planteamiento de que ‘soy una figura pública. La autoridad se tiene que disculpar’. Esto es lo que me parece particularmente grave”, Afirmó Santiago para el diario Reforma.

Confirmó, además, que existen cuentas bancarias en las Islas Caimán, Suiza y Brasil, que vinculan directamente a Emilio Lozoya y a la compañía Odebrecht:

“Tenemos la información, y estamos desarrollando la investigación hacia ese alcance. En este momento están los testimonios que se han rendido respecto al desvío o al uso electoral de los recursos; el caso Odebrecht es un caso paradigmático porque atacó a los sistemas electorales de varios países del continente. Entonces, es importante que se pueda mandar un mensaje de que este tipo de conductas bajo ninguna circunstancia van a ser toleradas o van a ser permitidas”, añadió.

Una vez que se confirmara la responsabilidad de Emilio Lozoya, u otros responsables, la FEPADE ejercería acciones penales contra ellos. El destino y futuro de la investigación, después de la dimisión de Santiago Nieto, permanecen inciertos.