Anaya denuncia espionaje del CISEN; Segob niega intimidación a precandidatos

- Por

Ricardo Anaya, precandidato por la coalición Por México al Frente, acusó al Centro de Investigación y Seguridad Nacional (CISEN) de haberlo estado siguiendo y mantener vigilada a su familia en los últimos días de la precampaña.

Este martes, el panista subió un video a su cuenta de Twitter en donde mostró como una camioneta Jeep blanca con placas YHA8608, lo siguió en su viaje desde Coatzacoalcos, Veracruz, hasta la Ciudad de México.

Allí se ve como Anaya desciende de su coche e increpa al agente que viene manejando. El hombre le dio su nombre y se identificó como agente del CISEN ante la cámara del teléfono del candidato.

Más tarde, Anaya aseguró en un comunicado que toda la semana ha sido vigilado y que este martes 13 de febrero había un vehículo modelo Tiida, placas MXJ7679, estaba afuera de su casa y lo siguió durante su viaje. Sin embargo, esta persona no quiso identificarse.

Y el 8 de febrero otro coche Tiida, placas NEU6979 también lo siguió en los viajes que realizó.

“En lugar de perseguir delincuentes, espían a los opositores al gobierno. En eso gastan los recursos del Estado. Por eso estamos como estamos. Pedimos, primero, que el gobierno declare si dicho vehículo pertenece o no al Gobierno Federal; segundo, si la persona que lo conducía trabaja o no para el CISEN; y, tercero, que nos informe cuáles son los criterios para espiar a los políticos de la oposición”, exigió el panista.

Después de las denuncias que hizo Anaya a través de sus redes sociales, Alfonso Navarrete Prida, secretario de Gobernación, respondió que hay agentes del CISEN designados para seguir a los precandidatos durante sus campañas.

Pero aseguró que no es un caso de espionaje a opositores, sino que el CISEN da seguimiento a todas las actividades relevantes en el país.

“Pero eso no significa una intromisión en la vida personal de los aspirantes”, aseguró el secretario.

En su página, el CISEN señala que el propósito de la agencia es generar inteligencia estratégica, táctica y operativa que permita preservar la integridad, estabilidad y permanencia del Estado Mexicano, dar sustento a la gobernabilidad y fortalecer al Estado de Derecho. Así como alertar y proponer medidas de prevención, disuasión, contención y neutralización de riesgos y amenazas.

Navarrete añadió que esta vigilancia no es espionaje clandestino pues el conductor se identificó como agente del centro. No obstante, después de lo ocurrido, el CISEN abrirá una investigación interna para esclarecer lo ocurrido.

Pero las respuestas de las autoridades no fueron suficientes para Anaya.

 “Es preocupante que este gobierno federal priista siga destinando recursos humanos, económicos y materiales a vigilar a sus opositores. A quien deben perseguir es a quienes le han quitado a México la tranquilidad y las oportunidades de un futuro mejor. No olvidemos que 2017 fue el año con más homicidios de la historia reciente de México”, reclamó el candidato panista.

Lo sucedido la mañana de este martes abrió el debate sobre la vigilancia del Estado a los precandidatos.

Alejandro Hope, analista en temas de seguridad, aseguró que hay muchas dudas sobre el video que presentó Anaya, pues aunque el supuesto agente se identifica en realidad se desconoce si es un miembro del CISEN.

“No sabría decir si es una forma de operar del CISEN, pero lo que sí puedo decir es que parte de este problema del CISEN está en la Ley de Seguridad Nacional que define de manera excesiva el concepto de seguridad nacional, tiene un catálogo amplísimo de amenazas potenciales y por lo tanto le otorga al CISEN un mandato excesivo. Eso es lo que hay que revisar”, aseguró el especialista.

En tanto, en la Cámara de Diputados, los legisladores del PAN y del PRD exigieron al gobierno federal terminar con la vigilancia del centro a los precandidatos de la oposición.

El coordinador del PAN en San Lázaro, Marko Cortes, pidió al gobierno sacar las manos del proceso electoral y evitar actos de intimidación a los aspirantes a los cargos de elección popular.

En tanto, el jefe de la bancada perredista, Francisco Martínez Neri, urgió al Ejecutivo “corregir la plana” al CISEN y evitar acciones de espionaje político.

Con información de Animal Político, El Universal y Milenio