Renuncia Medina Mora, un ministro totalmente leal al PRI

- Por

No se veía venir y es que aún le quedaba más de una década en el cargo. El ministro Eduardo Medina Mora ha decidido renunciar a su cargo en la suprema corte, en donde acumuló más polémicas que aciertos. Su partida deja ver la gran crisis que atraviesa el PRI, el partido al que Mora siempre apoyó desde que se hizo con este poderoso cargo en el poder judicial. 

Se trata de una renuncia cargada de elementos. Hace unos meses se reveló que Medina Mora había recibido 102 millones de pesos durante la era Peña Nieto, una acusación que terminó por acertar el golpe sobre tu actuación como ministro especial de cierta élite política. Además, recordemos que Mora fue el que blindó legalmente a Enrique Peña Nieto cuando se le ligó al caso Chihuahua

Gran crítico de la austeridad

Mora deja de ser ministro justo cuando la suprema corte enfrenta cambios drásticos. Desde que Arturo Zaldívar fue elegido como líder de la corte, las promesas de austeridad enfurecieron a Medina Mora y a otros ministros. Recordemos que los salarios de estos personajes son de los más altos en el servicio público mexicano, rayando los 4.2 millones de pesos anuales, algo que se criticó directamente desde la presidencial de López Obrador. 

Detrás de su partida también está la información de que Mora tenía una cuenta en Londres, en donde llegó demasiado dinero que no concordaba con sus ganancias como ministro. Si bien no ha surgido una denuncia directa o una orden para que declare, Medina Mora no pudo con la prisión del caso y mejor decidió apartarse. Aún se le critica el apoyo legal que brindó a miembros claves del PRI involucrados en desvío de recursos. 

Su salida marca también un cambio en la protección que recibió el priismo desde que llegó al cargo. Medina Mora no ocultó nunca su amistad con grandes apellidos de la política neoliberal y amasó una fortuna durante la última década. Una empresa, Compusoluciones y Asociados S.A. de C.V., recibió millones por parte de la era Peña Nieto y, claramente, Medina Mora se benefició de estos acuerdos otorgados por adjudicación directa: fue un beneficiado en el “pago de dividendos”.