Tres empresas retuvieron medicinas para niños con cáncer

- Por

El tema de la salud pública para el Gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador no ha estado exento de intereses, críticas y señalamientos de la oposición por las decisiones tomadas por la Cuarta Transformación.

Las decisiones de la administración obradorista han tocado las fibras más profundas del antiguo régimen y del cómo se hacían las cosas en las antiguas administraciones priistas y panistas.

Los señalamientos más punzantes, tanto de los usuarios de las distintas instituciones, como de la oposición, han sido los relacionados con la falta de medicamentos e insumos en los hospitales.

El 22 de septiembre, en el Hospital Rural Mamantel, el presidente reveló que en el tema de la compra de medicamentos, había un esquema parecido al huachicoleo en Pemex.

Aseguró que anteriormente tres empresas vendían “medicinas carísimas” al Gobierno, por las cuales “se pagaba dos o tres veces más su costo real“.

“Ya estamos resolviendo el problema de desabasto a las medicinas. No es que faltara presupuesto, había corrupción. Tres empresas acaparaban todas las compras del Gobierno. Tres empresas le vendían 70 mil millones de pesos al Gobierno. Y medicinas carísimas, se pagaba dos o tres veces más su costo real“, dijo desde el municipio de Carmen, Campeche.

Garantizar las medicinas

Durante el diálogo con la Comunidad del Hospital Rural Mamantel, el mandatario recordó que una de las principales acciones de su administración en materia de salud es garantizar que no falten las medicinas en los nosocomios.

López Obrador reiteró que las empresas que “acaparaban” las compras del Gobierno están molestas, por lo que “quisieron, como los huachicoleros, jugar a las vencidas”, al intentar “boicotear” la entrega de medicamentos para niñas y niños con cáncer.

“Nos quisieron boicotear y ya mandé a que se comprara la medicina en el extranjero. Y si no se consigue aquí, lo conseguimos en cualquier país del mundo. No vamos a permitir ningún chantaje. De ninguna manera vamos a dar marcha atrás en el Gobierno al combate a la corrupción. No soy tapadera de nadie ni cómplice de la corrupción”, sostuvo.

Con información de SinEmbargo.