Federales amenazan y golpean a migrantes en Chiapas

- Por

Este martes, migrantes africanos que mantenían un bloqueo en la estación migratoria Siglo XXI, en Tapachula, Chiapas, en demanda de que las autoridades mexicanas les hagan entrega de un documento que les permita el libre paso por el país, fueron retirados del lugar a empujones y golpeados por elementos de la Policía Federal.

Los hechos ocurrieron la mañana de este martes, cuando integrantes de la Guardia Nacional y de la Policía Federal llegaron a la estación migratoria con el objetivo de romper el cerco humano que los migrantes trataron de hacer.

Desde el pasado lunes, los migrantes en protesta han bloqueado las entradas del Siglo XXI, impidiendo que trabajadores del Instituto Nacional de Migración (INM) puedan entrar a sus oficinas de trabajo.

Este mismo hecho se repitió este martes, sin embargo, las personas que protestaban afuera de la estación intentaron hacer cerco humano, a fin de evitar la entrada de autobuses que transportaban a los trabajadores del INM hasta sus oficinas.

A la estación también llegaron integrantes de la Guardia Nacional y policías federales, quienes retiraron a los migrantes a base de empujones y golpes.

Dejando un saldo de varios migrantes lesionados, algunos de los cuales terminaron con heridas en la cabeza. Sumado a esto, los periodistas Damián Sánchez y José E. Torres, denunciaron en sus redes sociales haber sido tirados al suelo y golpeados en varias ocasiones por policías federales.

Otro hecho reportado en la prensa, detalla el comportamiento de uno de los elementos de la Policía Federal, quien se burló de los migrantes haciendo la imitación de un mono. Pero cuando reporteros intentaron grabarlo, fueron agredidos por otros elementos.

Migrantes africanos llevan semanas varados en Chiapas

Se trata principalmente de personas procedentes de Camerún, Congo, Mauritania, Nigeria y Gambia, quienes desde hace unas semanas se encuentra varados en Tapachula; hay migrantes que llevan hasta 2 meses en esta situación sin la posibilidad de tener una libre movilidad en el país que les dé la oportunidad de llegar hasta la frontera norte y entrar a Estados Unidos o Canadá.

Ante dicha situación, los migrantes han tenido que improvisar campamentos alrededor del Siglo XXI, en espera de que puedan recibir un documento que no los obligue a salir del país por la frontera sur de Chiapas, sin embargo, las autoridades se han mostrado omisas ante la demanda.

Esto ha ocasionado que desde hace varios días los migrantes tengan que protestar a las afueras de la estación. 

¿Por qué están varados en Chiapas?

Desde el pasado 7 de junio, el Gobierno de México firmó un acuerdo con Estados Unidos, en el que se pactó detener la imposición de nuevos aranceles a las exportaciones nacionales a cambio de detener el flujo migratorio que pretende llegar hasta la frontera norte.

Antes de este acuerdo, muchos migrantes de distintas regiones del mundo como África, Asia y el Caribe, llegaban al estado de Chiapas, se entregaban ante el INM y pasaban encerrados un tiempo en la estación migratoria Siglo XXI y recibían un oficio de salida.

En este oficio, a pesar de que las personas reconocían su nacionalidad, los consulados de su país no emitían alguna respuesta a los requerimientos que México solicitaba para ser reconocidos, por lo que al final los migrantes eran calificados como “apátrida”.

Esto significaba que los migrantes tenían una garantía de no ser reportados, dado a que el documento les solicitaba regularizar su situación en un determinado periodo de tiempo o en caso contrario tendrían que abandonar el país “por la frontera”.

Esta situación era aprovechada por muchos migrantes, quienes utilizaban sus 20 días para dirigirse hasta la ciudad de Tijuana, en la frontera norte de México y así hacer su solicitud de asilo a Estados Unidos.

Pero a partir del pasado 10 de junio, el Control y Verificación Migratorio emitió un nuevo oficio a las oficinas del INM, con instrucciones que indican “no otorgar una condición de estancia”, sino la posibilidad de legalizar su situación con la ley, aunado a que especifica que con este documento las personas extranjeras no pueden transitar libremente por territorio nacional.

El Gobierno manipula la ley

En el nuevo oficio el Gobierno Federal cita la fracción IX del artículo 240 del Reglamento de la Ley de Migración, que señala que las personas deberán de abandonar el territorio nacional “a través de un lugar destinado al tránsito internacional de personas en la frontera sur más cercano al lugar” donde se les expidió su oficio.

Sin embargo, la facción IX del artículo 240 de dicho reglamento no especifica que los migrantes tengan que abandonar forzosamente el país por la frontera sur. Sumado a que cuando las personas salen del Siglo XXI, muchos son mandados a regularizar su situación a la oficina conocida por Las Vegas.

En dicho luchar los migrantes presentan su documentación, pero las respuestas suelen tardas entre dos y tres semanas o hasta un mes. Una situación que los obliga a permanecer afuera de la estación migratoria de Tapachula, y el impedimento de no avanzar hasta la frontera norte de México.

Con información de Animal Político