Morena se pelea con Morena por el matrimonio igualitario en Sinaloa

- Por

En pleno siglo XXI, el Congreso de Sinaloa decidió rechazar una iniciativa de reforma al Código Familiar del Estado de Sinaloa, que pretendía reconocer el matrimonio igualitario. La diferencia fue de apenas dos votos. Morena, el partido que hizo la propuesta, terminó conflictuándose internamente y la misiva no logro pasar.

Conflicto entre morenistas deriva en el rechazo de la reforma

El Congreso de Sinaloa se convirtió en escenario de conflictos internos entre militantes de Morena, quienes, con sus 23 diputados, protagonizaron el vergonzoso rechazo del matrimonio igualitario en Sinaloa. Esto debido a que fue Morena quien presentó la iniciativa, y fue el mismo partido quien terminó conflictuándose entre sí durante la votación, que terminó con 20 votos en contra y 18 a favor.

Como ejemplo de la incongruencia vivida en el Congreso norteño, el diputado de Morena, un partido de izquierda cabe recordar, Apolinar García Carrera, defendió su voto en contra con un argumento bíblico: «el origen de la creación, que proviene de Dios, habla de la primera pareja, entre un hombre y una mujer, Adán y Eva».

Una situación similar se vivió en el PRI, un partido que hace unos años hubiese sido tachado de todo menos de conservador. La diputada del tricolor, Elva Margarita Inzunza Valenzuela, auguró que el dictamen presentado «solo presagia un futuro atroz e incierto para esta sociedad».

Más tarde entrevista con el diario Noroeste, la legisladora del PRI continuó argumentando por qué votó en contra del dictamen, ahora basándose en la familia: «No aceptamos, por ningún motivo podemos aceptar que se desvirtúe el concepto de familia, entendida entre un hombre y mujer, la familia es la base natural».

Pretendía elevar las uniones del mismo sexo al matrimonio

El dictamen buscaba reformar el artículo 40 del Código de Familia de Sinaloa, con el fin de equiparar las uniones del mismo sexo al matrimonio. El artículo, de haberse reformado, hubiese quedado de la siguiente manera: El matrimonio es una institución por medio de la cual se establece la unión voluntaria y jurídica de dos personas, con igualdad de derechos, deberes y obligaciones, en la que ambos se procuran respeto y ayuda mutua».

Adicionalmente, se consideraba modificar también, la figura del concubinato, consagrada en el artículo 165 de dicho Código. Sin embargo, también se topó con pared, pues el rechazo de esta reforma fue avalado por el mismo partido que la propuso, en un ambiente que no perdona la ironía.

El rechazo de esta reforma restringe el derecho a beneficios fiscales, por causa de muerte de uno de los cónyuges, propiedad, toma de decisiones médicas y migratorias de parejas del mismo sexo. Asimismo, es contrario a la resolución de la Suprema Corte, que otorga el amparo y protección de la Unión, a aquellas personas que les es negado el derecho por leyes estatales.

Con información de Animal Político.