Guevara no quiere que deportistas le exijan apoyos a la Conade

- Por

Ana Gabriela Guevara, directora de la Comisión Nacional del Deporte (Conade) anunció varios cambios en el papel que desempeña el máximo órgano deportivo del país, como que ahora los atletas mexicanos deberán de tratar cualquier tema sobre su preparación directamente con sus federaciones y ya no con la dependencia.

De acuerdo con Ana Guevara, históricamente los atletas mexicanos se han manifestado en contra de los abusos y excesos por parte de los federativos, por lo que ahora se busca que las decisiones que lleguen a tomar los presidentes de las federaciones sean respetadas y que se eviten hacer peticiones directamente con la Conade.

La directora de la Conade explicó que la relación entre la dependencia que preside y las federaciones será directa a fin de impedir que se violenten las decisiones tomadas por los federativos y que no se interfiera con los procesos de cada una de las disciplinas.

Este cambio implica la desaparición del cuerpo de metodólogos quienes eran responsables de operar el deporte de alto rendimiento, los cuales, según Ana Guevara, eran el “tronco” que impedían el dialogo entre los deportistas y la federación, motivo por el que dicha figura fue eliminada.

Anteriormente los metodólogos fungían como el puente entre la Conade y el área técnica de las federaciones para determinar los criterios de preparación y competencias, mismos que se encargaban de vigilar que las decisiones técnicas de los federativos estuvieran bien tomadas y autorizadas.

El caso de Lupita González

La decisión de desparecer a los metodólogos fue tomada aun cuando la directora de la Conade responsabilizó a Antonio Lozano, presidente de la Federación Mexicana de Asociaciones de Atletismo (FMAA), por el caso del dopaje de la marchista Guadalupe González.

Ana Guevara explicó que la Conade respetó con anterioridad la decisión de Lupita González de escoger a su entrenador y cuestionó la falta de autoridad por parte del máximo órgano deportivo en este tema.

Ante esto, se expuso que desde ahora los atletas seleccionados nacionales podrán solicitar un equipo multidisciplinario con el criterio de su federación, los cuales deberán de cumplir con diversos requisitos como estar especializados en fisiatría, medicina y nutrición, sumado a que tendrán que estar certificados por la Conade.

En el caso de Guadalupe González, la directora de la Conade aseveró que la marchista rechazó el equipo multidisciplinario y optó por quedar en manos de un entrenador sin experiencia.

“Es decisión personal del atleta. No nos podemos meter. Si yo le quiero meter un equipo a María Espinoza cargado de personal y ella dice no quiero nutrióloga, pues no se queda la nutrióloga. La Conade va a satisfacer la necesidad de los atletas con un equipo multidisciplinario hibrido con personal de la Conade que los acompañe a las competencias y otros sí tendrán un equipo permanente,” explicó Ana Guevara.

Las becas

La directora de la Conade reconoció que existe un retraso de dos meses en el deposito de las becas mensuales y vitalicias que se le entregan a los atletas, entrenadores y medallistas olímpicos y paralímpicos. Señalando que esta situación se ha generado debido a un tema administrativo y no a una crisis de recursos por parte de la Secretaría de Hacienda.

Guevara detalló que la Conade ya cuenta con el dinero, pero no ha podido realizarse el traspaso a la cuenta del fideicomiso Fondo para el Deporte de Alto Rendimiento (Fidepar).

Asimismo, indicó que el dinero está llegando mensualmente a fin de evitar subejercicios y gastos no planificados. Aunado a que explicó que el dinero que no se gaste mensualmente tendrá que ser regresado a la Secretaría de Educación Pública (SEP), por lo que, si se quiere hacer uso del dinero, este tendrá que volver a solicitarse.

“No estamos en alarma de que nos encontremos en una posición de inoperatividad. Esto del tema financiero y administrativo es porque Hacienda marcó una forma distinta de hacerlo”.

Adiós a Formula1

Ana Gabriela Guevara también explicó que una de las razones por las que no se llegó a una renovación del contrato de la Fórmula 1, fue que el Gobierno Federal y la Corporación Interamericana de Crecimiento (CIE) no pudieron llegar a un acuerdo con Liberty Media, dueña de la F1.

La directora de la Conade detalló que el Gobierno se negó a dar 800 millones de pesos para mantener a la Fórmula 1 en México los próximos años, ya que, la administración Federal prefirió ocupar los recursos en otros rubros. Aunado a que no se cuantificó una cifra real de cuánto es lo que genera en ganancias dicho espectáculo para el país.

Con información de Proceso