La oposición no soporta que abucheen a sus gobernadores | BREAKING

La oposición no soporta que abucheen a sus gobernadores

- Por

El Partido Acción Nacional (PAN) y el Partido Revolucionario Institucional (PRI) reclamaron al presidente Andrés Manuel López Obrados, “las expresiones de odio e intolerancia” a las que los gobernadores de oposición han sido blancos, por parte de supuestos militantes del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena).

A través de un comunicado, el PAN responsabilizó a Morena y al Gobierno Federal de los abucheos y expresiones de intolerancia hacia los gobernadores que no pertenecen a Morena, asegurando que son emitidos con la intención de denostarlos y agraviarlos ante la opinión pública.

Acción Nacional ejemplificó las visitas que el presidente López Obrador hizo el pasado fin de semana a los estados de Chihuahua y Baja California Sur, en donde los gobernadores Javier Corral y Carlos Mendoza fueron agraviados verbalmente por las personas que asistieron a los eventos.

El PAN detalló que durante la visita que el titular del ejecutivo realizó el pasado 2 de marzo al estado de Chihuahua con motivo de la entrega del Programa de Tandas para el Bienestar, el gobernador fue abucheado, lo que derivó en que Javier Correal anunciará que no volverá a asistir a los eventos con el presidente de la República.

En tanto que el pasado 3 de marzo, mientras el Gobernador Carlos Mendoza daba su discurso sobre la “necesidad del agua potable”, fue abucheado por los asistentes del mitin.

El Partido Acción Nacional aseguró que los abucheos e insultos en contra de los gobernadores son acciones planeadas y orquestadas por militantes de Morena, con el objetivo de alentar un “culto a la personalidad” del presidente que no se “veía desde las épocas del viejo régimen”.

“…construirle una imagen de Estadista magnánimo y justo que se da la oportunidad de calmar y reconvenir a sus huestes en la engañosa defensa a nuestros gobernadores.”

El PRI también reclama

Por su parte, Claudia Ruiz Massieu, presidente nacional del PRI habló la mañana de este martes en una entrevista, sobre el tema de las expresiones verbales por parte de las personas en contra de los gobernadores que no pertenecen a Morena, asegurando que se trata de acarreados que son incitados específicamente a abuchear, a fin de reforzar la imagen “magnánima” del presidente la República.

“Hemos visto como en estos estados el partido del gobierno, Morena, incita y lleva específicamente a sus seguidores para abuchear a los gobernadores, me parece una actitud reprobable, antidemocrática y autoritaria. Es parte de un diseño que se tiene de querer cancelar a los opositores y cancelar las voces divergentes.”

Mientras que el PRI a través de su cuenta de Twitter hizo referencia a un documento impreso con el logotipo de Morena, que es denominado el supuesto “Manual para eventos del señor presidente Andrés Manuel López Obrados en estados de oposición.”

Se trata de un documento que está clasificado como “confidencial”, el cual presuntamente instruye a los morenistas en emitir sonidos y gritos de desaprobación contra los gobernadores, así como de apoyar con porras y manifestaciones de alegría cuando el presidente esté diciendo su discurso. Ante esta situación, el Revolucionario Institucional pidió tanto al Gobierno Federal como a Morena que se pronuncien sobre la autenticidad del documento que salió a la luz pública.

Los gobernadores que pertenecen al PRI y que han sido abucheados en eventos a los que ha asistido el presidente son: Alejandro Moreno, del estado de Campeche; Omar Fayad, de Hidalgo, y Héctor Astudillo, de Guerrero.

Responde el presidente

Luego de los reclamos emitidos por el PAN y el PRI hacia el Gobierno Federal y Morena por los abucheos contra gobernadores que no son morenistas y por el supuesto “manual”. En su conferencia matutina de este martes, el presidente López Obrador calificó el documento como apócrifo, sin embargo, pidió que se hagan las investigaciones correspondientes.

En cuanto a los abucheos, el titular del Gobierno Federal reprobó las agresiones verbales a las que los gobernadores han sido blanco durante los actos públicos y pidió que las autoridades estatales sean respetadas.

Con información de El Financiero