El crimen llegó a poner al gobernador en Tamaulipas

- Por

Tamaulipas no enfrenta el estado de ingobernabilidad suficiente como para ser considerado un Estado Fallido, sin embargo, el crimen organizado ha imperado sin limitaciones desde hace tres sexenios. Grupos criminales como las Panteras, Metros, Ciclones, Cártel del Noroeste y Zetas Vieja Escuela, se enfrentan por la plaza tamaulipeca desde 2010.

Un gobernador nombrado por el crimen organizado.

Los enfrentamientos han dejado 3 mil 768 asesinatos en los últimos 3 años (2015-2018), siendo 2018, el peor de ellos, cuando 1 mil 100 personas fueron asesinadas por el crimen organizado, de acuerdo con información del Sistema Nacional de Seguridad Pública.

El gobierno federal publicó un informe, al que tuvo acceso el periódico El Universal y cuya información fue revelada en un artículo, que da a entender la gravedad de la situación en Tamaulipas. De acuerdo con el informe, a pesar de que Tamaulipas difícilmente puede ser considerado un estado fallido, la colusión entre los gobernadores y el crimen organizado, ha hecho que el narcotráfico impere en el Estado. Dos grandes grupos criminales se disputan la plaza, y según el informe, fue el Cártel del Golfo quien decidió quién sería el sucesor de Tomás Yarrington, es decir, Eugenio Hernández.

De igual manera, el documento asegura que fue el gobierno de Peña Nieto quien logró detener a 27 personas consideradas como las cabezas detrás de la violencia en 43 municipios de Tamaulipas. Estos capos operaban las células criminales antes mencionadas, todas, parte de los cárteles del Golfo y Los Zetas, quienes se enfrentan por el poder del Estado.

La disputa por Tamaulipas

Panteras

El grupo delictivo Panteras fue fundado por Víctor Manuel Pérez Rico, mejor conocido como Pantera 16 y que fue detenido en el 2018 por la Policía Federal. Es una de las tres facciones en las que se fragmentó el Cártel del Golfo. Actualmente controla los municipios de Soto la Marina, Aldama, Abasolo y González. Dichos municipios son considerados.

La estructura del cártel es encabezada por Hugo Alberto Orduña Barrientos, conocido como Comandante Pájaro; José María Durán Chávez, alias el Chema Durán y Pablo Misael Ramos, alias Pantera 24. Panteras mantiene una disputa constante con Los Rojos y Los Zetas Vieja Escuela, para el control de las rutas costeras para el tráfico de narcóticos.

Ciclones

Desde la caída de Ángel Eduardo Rodríguez, conocido como el Ciclón 7, en octubre de 2016, Alfredo Cárdenas Martínez, alias Conta Alfredo, quien además es sobrino de Osiel Cárdenas Guillén, mantiene actualmente el liderato de los Ciclones. Este grupo delictivo es una escisión del Cártel del Golfo, y está enfrentado con los Metros por la plaza de Reynosa.

El grupo opera en Ciudad Victoria, Matamoros, Valle Hermoso, Río Bravo, Nuevo Progreso y San Fernando. Su brazo armado se denomina Escorpiones, quien fuera creado por Antonio Cárdenas «Tony Tormenta», quien fue abatido por fuerzas federales. Los Ciclones son aliados de Los Zetas Vieja Escuela.

Metros

Es otra facción del Cártel del Golfo y tiene su principal zona de influencia en la ciudad de Reynosa y los municipios de Mainero, Villagrán, Hidalgo, Camargo, Miguel Alemán y Gustavo Díaz Ordaz. Actualmente se encuentra fracturado en dos facciones, por lo que hay un enfrentamiento entre Metros Reynosa y Metros Miguel Alemán.

Se identifica como los principales líderes del grupo a El Miguelito y Bartolo Rodarte Castillo, operan a Metros Reynosa y Metros Miguel Alemán, respectivamente. De acuerdo con el informe de seguridad, los reacomodos de estos grupos delincuenciales pudieron haber contribuido en gran medida a los más de 1 mil homicidios registrados durante 2017.

Zetas Vieja Escuela

Tras la detención de Omar Treviño Morales, el Z-42, Los Zetas se dividió en dos grupos: Zetas Vieja Escuela y el Cártel del Noreste, operado por los hermanos Treviño Morales. El conflicto intestino entre cárteles se dio principalmente en el Estado de Tamaulipas.

Zetas Viejas Escuela es actualmente liderado por José María Guízar Valencia, el Z-43, quien colocó a Rogelio González Pinzana, alias Kelin, como el jefe de plaza en Tamaulipas. La organización criminal fue fortalecida a través de células del cártel del Golfo.

Sin embargo, se tienen reporte de que Kelin fue ejecutado por Ciclones, por lo que se cree que, en la actualidad, Zetas Vieja Escuela, es dirigido por Antonio Salas Perea, conocido como el Chihuas. Dominan actualmente 22 municipios de Tamaulipas, entre ellos Mante, Güemes, San Carlos y Casas.

Cártel del Noreste

Finalmente, el Cártel del Noreste es dirigido por Juan Gerardo Treviño Chávez, alias el Huevo Treviño. Es considerada la organización delictiva más violenta de todo Tamaulipas, y su presencia se concentra en Nuevo Laredo, Nueva Ciudad Guerrero y Ciudad Mier.