San Lázaro se queda sin “aviadores” al no renovar tres mil plazas

- Por

La consigna del ahorro es una de las claves de la nueva Legislatura, a tal grado, que un acto sin precedentes, los diputados decidieron prescindir de los servicios de casi tres mil burócratas, quienes por su aportación parecían “aviadores”.

El presidente del Comité de Administración de la Cámara de Diputados, Ignacio Mier (Morena), informó en entrevista que a partir de este año, San Lázaro operará con aproximadamente 4 mil 352 empleados de los 7 mil 295 que les dejó de herencia la 63 Legislatura.

Mier Velazco explicó que a la gran mayoría de estos empleados no hubo necesidad de liquidarlos porque finalizaron sus contratos y no fueron renovados, y otros tantos sí fueron liquidados.

«El personal operativo y de confianza de la Cámara de Diputados suma 2 mil 775; reducimos casi 3 mil de la anterior Legislatura a esta (…). Habían concluido sus contratos porque son homologados por honorarios y se advirtió que ni en el trabajo en las comisiones ordinarias, ni en los órganos de gobierno, ni en los centros de estudio estaban favoreciendo el cumplimiento de la función, en otras palabras, parecerían aviadores», indicó.

Agregó que la eliminación de estas plazas representa un ahorro de 935 millones de pesos al año y por los tres años de la 64 Legislatura 2 mil 805 millones de pesos, «al disminuir todo esto, se reduce los gastos que están en los otros capítulos de insumos, recursos materiales, luz y mantenimientos, entre otros».

Burocracia dorada

Morena detectó en septiembre del año pasado que la pasada Legislatura tuvo una «burocracia dorada» y en 2017 contaron con 6 mil 644 plazas disponibles, y en todo ese año se les pagaron salarios y prestaciones por 3 mil 812 millones 799 mil 826 pesos. Con esta cifra, los diputados destinaron 49.9% de su presupuesto en 2017, que ascendió a 7 mil 629 millones 432 mil 185 pesos, para pagar los salarios y prestaciones.

Los más de 3 mil 812 millones de pesos asignados para su burocracia en 2017 fueron apenas 81 millones menos al presupuesto que le fue asignado para 2018, al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), por 3 mil 893 millones.

Sobre el tema de por qué la burocracia creció tanto en San Lázaro, el diputado de Morena explicó que así también se elevó el aparato gubernamental, y que fue gracias al régimen de cuotas que le ha salido muy caro a los mexicanos.

Agregó que el actual gobierno no está en contra de que existan órganos autónomos, como el INE, el Inai o la CNDH, pero “eso no es pretexto para que en un régimen de cuotas se distribuyan a los consejeros los partidos políticos y que derivado de ello, esas organizaciones, por composición partidaria de los cargos haya generado un quebranto tan fuerte”.


El compromiso de la actual secretaria general de la Cámara de Diputados y del titular de Servicios Administrativos es que en el primer trimestre del año, presenten una propuesta de simplificación administrativa, racionalidad y una optimización de los recursos humanos.

Ignacio Mier adelantó que con estas medidas el Palacio Legislativo será más ágil, delgado y con mejores resultados.