Operativo contra huachicoleros deja un muerto, 3 soldados están secuestrados

- Por

Este domingo por la mañana, en un operativo para combatir el huachicoleo en Hidalgo, fueron retenidos tres soldados del Ejército Mexicano por pobladores de Santa Ana Ahuehuepan.

Según información de La Jornada, hay un civil muerto que se presume podría ser huachicolero. Las fuentes extraoficiales indican que hubo un enfrentamiento entre los soldados y personas que se dedican al robo de combustible.

Esto provocó que al menos 200 pobladores de este municipio de Tula salieran en defensa de los huachicoleros. Se armaron con palos, fuego, tubos y piedras, amenazaron con quemar vivos a los elementos del Ejército. También los desarmaron, los golpearon y hasta el momento continúan retenidos.

Al mediodía de hoy la Policía Federal ya preparaba un operativo para rescatarlos. Desde el día de ayer los habitantes de Santa Ana ya habían puesto barricadas en los accesos del pueblo para evitar la entrada de las fuerzas federales.

En el pasado la comunidad de Santa Ana ha sido tipificada como huachicolera y ya han sucedido linchamientos en esta zona relacionados al tema. Este es el primer enfrentamiento oficial desde que comenzó el plan del gobierno federal para combatir el robo de combustibles a Pemex.

Desde el 27 de diciembre varias entidades del país han tenido operativos para frenar esta práctica, lo que ha generado descontento especialmente por el desabasto de combustible en algunas gasolinerías. El presidente Andrés Manuel López Obrador ha pedido a la población que tengan paciencia ya que es la única manera de acabar con el huachicoleo.

El presidente pide «tener paciencia»

Declaró que: «llamo a todo el pueblo a que sigamos adelante. Primero agradecerles porque me están apoyando, me están respaldando. Hay molestias porque es natural. Se están haciendo colas en las gasolinerías y la gente está preocupada y hay molestias y no deja de perderse tiempo. Pero si me siguen apoyando, si me tienen confianza de que esto se va a resolver, vamos a sentirnos todos muy satisfechos de haber acabado con el huachicol«.

A pesar de que el combate a este delito está respaldado por la Policía Federal, el Ejército y la Marina, el presidente reveló que todavía hay personas rompiendo los ductos. «Todavía ayer no pudieron con el ducto de Tuxpan a Azcapotzalco. Fueron a un municipio del Estado de México a pinchar el ducto, y a decirle a la gente: ‘agarren gasolina’. Llamo a la gente que no les hagan juego a estos corruptos. Es preferible dejarle pobreza a los hijos, pero no deshonra», aseguró.

Con información de La Jornada.