Ministros de la Suprema Corte se bajan un poco el sueldo

- Por

El jaloneo que mantiene el poder judicial y el nuevo gobierno mexicano parece tener una pequeña resolución. Los ministros mexicanos han aceptado bajarse el sueldo un 25% para ajustarse a los planes de austeridad de su nuevo presidente, el progresista Arturo Zaldívar, recién electo. Esto forma parte de los cambios en la Suprema Corte para ajustarse al plan de austeridad del presidente López Obrador.

El tabasqueño prometió que nadie podrá ganar más que el (108 mil pesos mensuales), pero por cuestiones de constitucionalidad resultó que los ministros actuales podrán mantener sus sueldos actuales, que rondan los 500 mil pesos mensuales. Con esta reducción salarial voluntaria, los once ministros mexicanos ganarán menos de 100 mil pesos cada treinta días, un cambio interesante.

Recordemos que desde las campañas presidenciales se empezaron a generar fricciones por los recortes salariales que pretendía Morena si llegaba al poder. Después de las elecciones, empezaron los amparos para que magistrados, jueces y ministros mantuvieran sus salarios. A la llegada de Zaldívar a la presidencial de la Suprema Corte, parece ser que habrá mejor diálogo con el gobierno federal, después de que su anterior presidente se negaba a cooperar en el tema de la austeridad republicana.

“Las determinaciones anteriores obedecen a la nueva política de austeridad impulsada por la Presidencia de la Suprema Corte de Justicia de la Nación y serán complementadas con otras medidas que serán oportunamente comunicadas a la opinión pública”, informaron en la Suprema Corte, asegurando que habrá más modificaciones presupuestales para ajustarse a la austeridad de López Obrador, sin dejar en claro de qué se trata.

Incluso la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) acusó que las intenciones del gobierno obradorista de fijar el salario del presidente como un tope salarial era algo inconstitucional. Pero debemos recordar que esta comisión declaró públicamente su inconformidad después de que su director vio en peligro su salario de más de 170 mil pesos.

“También, se tomarán medidas para asegurar la independencia de Magistrados, Jueces y de todos los servidores públicos del Poder Judicial de la Federación frente a otros Poderes”, comentan en la Suprema Corte. Con esto dejan en claro que si bien los ministros redujeron sus salarios en un 25%, puede que el resto de los inconformes con los ajustes salariales en el país permanezcan con sus sueldos intactos. Lo cierto es que ya se vislumbra un poco de cooperación desde el poder judicial.

Y es que debemos mencionar que los ministros mexicanos tienen uno de los mejores sueldos del mundo. En países como Estados Unidos los ministros son menos y tienen salarios más bajos que los de sus pares mexicanos. Además, durante décadas han sido los propios ministros nacionales quienes han determinado cuánto habrán de ganar, es decir, ellos fijan sus salarios. Esta medida generó que llegaran a ganar más de 4.6 millones de pesos al año, algo que disminuye a partir de hoy.