El INE no hará 5 elecciones estatales si no recibe más presupuesto

- Por

Los planes de austeridad siguen pegando en dependencias que reciben presupuesto federal. Ya desde que López Obrador mencionó recortar presupuestos de instituciones se encendieron las alarmas en el INE, y es que los consejeros más importantes del árbitro político aseguran que no se pueden crear y garantizar elecciones sólidas si se están recortando constantemente sus fondos.

Para este 2019, el INE tendrá su presupuesto más bajo en la historia de México y las quejas de las máximas autoridades dentro del órgano electoral se han incrementado. Para Ciro Murayama, el hombre encargado del presupuesto en el INE, los 950 millones de pesos que se le han restado a este instituto no son suficientes para atender las necesidades electorales de este país para los próximos meses. Murayama asegura que están en riesgo las elecciones de cinco estados, debido a los recortes masivos.

Son cinco estados los que tendrán elecciones y parece ser que el INE dará un paso atrás en la orquestación de estos sufragios para dejar todo en manos de las autoridades electorales locales. Se trata de las elecciones en Quintana Roo, Baja California, Aguascalientes, Durango y Tamaulipas. Para estas cinco elecciones se necesitan al menos de 619 millones de pesos extras, asegura el consejero electoral.

Los recursos que han solicitado para poder llevar a cabo estos comicios incluyen gastos para capacitadores, asistentes electorales y funcionarios de casillas, además del presupuesto para el material electoral el día de las urnas. Esto debido a que se debe de visitar a al menos 1.1 millones de personas, es decir, el 13% de la lista nominal nacional que estará participando nuevamente en elecciones en los próximos meses.

La urgencia de solicitar más recursos se hace pública, luego de que el presidente López Obrador asegurara que el INE cuenta con recursos extra anuales, por lo que se ajustaron los cinturones del árbitro electoral. En caso de no generarse este aumento al presupuesto, el INE considera no participar en estos cinco procesos electorales, con lo que se podría dejar abierta la puerta a posibles fraudes electorales o en el conteo de boletas. “Un retroceso”, confirma Ciro.

“Nosotros pedimos para las elecciones locales, para trabajo operativo, de campo, 619 millones de pesos, y el recorte es de 950 millones de pesos, con lo cual o bien, o dejamos de hacer actividades permanentes fundamentales como la credencial o hacemos las elecciones”, dijo Murayama, explicando que se buscarán diálogos directos con el gobierno federal para solucionar este problema presupuestal del INE.

Recordemos que el INE tiene entre sus planes del 2019 un rediseño general de la credencial electoral. Para generar esta nueva cédula de identidad, es necesario inyectar buena parte de los recursos que se le han concedido a la institución. Después de que recibieran su mayor presupuesto en la historia para el diseño de las elecciones del 2018, en el INE han visto cómo se ajusta cada vez más el recurso para operar libremente. Otra de las tareas del INE es revisar las solicitudes para formar nuevos partidos, algo que están haciendo varios grupos para participar de lleno en las elecciones del 2021.

Lo más próximo es la organización de las elecciones en Puebla, en donde se tendrá que elegir gobernador nuevamente, después de que la panista Erika Alonso muriera en un accidente aéreo, junto a su esposo, el exgobernador panista Rafael Moreno Valle. Los recursos del INE, aseguran, no bastan, por lo que ya se preparan recursos legales en caso de que el gobierno federal no escuche esta petición de más dinero.