Detienen al hombre más cercano a César Duarte durante su gobierno

- Por

La Fiscalía General del Estado (FGE) de Chihuahua dio a conocer la detención de Marcelo González Tachiquín, exfuncionario en el Gobierno de César Duarte Jáquez, señalado por el desvío de recursos del erario.

De acuerdo con la Fiscalía General, agentes detuvieron a González Tachiquín luego de que se llevara a cabo el operativo Justicia Para Chihuahua, el cual consistió en el cateo de la casa del exfuncionario, localizada en el fraccionamiento Cerrada de Cimarró.

Esta acción fue confirmada por el fiscal general, César Augusto Peniche Espejel, quien detalló que Marcelo González Tachiquín fue llevado al Cereso de Aquiles Serdán, donde será presentado ante un juez y posteriormente se dé a conocer el o los delitos que se le imputan.

¿Quién es Marcelo González Tachiquín?

Marcelo González Tachiquín es originario de la ciudad de Chihuahua, egresado de la licenciatura en Derecho en la Facultad de Derecho, de la Universidad Autónoma de Chihuahua, misma casa de estudios de la que hasta ayer era catedrático.

Durante la administración pasada, González Tachiquín fungió como secretario particular del exgobernador César Duarte, además de haber encabezado la dirección de Pensiones Civiles del Estado y presidido la Secretaría de Educación, Cultura y Deporte.

Los señalamientos

La Secretaría de Educación, Cultura y Deporte de Chihuahua cuenta actualmente con 3 averiguaciones por el desvío de recursos, por las que han sido imputados otros exfuncionarios como Ricardo Yáñez Herrera, además de otros excolaboradores de la misma dependencia y de la Secretaría de Hacienda.

En el 2016, el gobierno de Javier Corral dio a conocer que el Gobierno Federal había dejado de depositar en mayo de ese año, los recursos relacionados con el programa de becas de manutención para la educación, que beneficiarían a 21 mil estudiantes.

El gobierno de César Duarte había dejado de ejercer 230 millones de pesos debido al desvío de recursos: presuntamente se simularon la implementación de programas, además de haber realizado compras no respaldadas que tampoco fueron justificadas pero que fueron por adjudicación directa.

Sumado a esto, el gobierno de Duarte realizó la construcción de obras que contaron con un presupuesto de entre 350 y 400 millones de pesos, lo que también contempló la ampliación de la plantilla laboral.

Estos trabajos fueron realizados con la apuesta de ampliar la cobertura educativa en el estado, sin embargo, los nuevos centros nunca contaron con organigramas, y el personal no contaba con el perfil de la plaza ocupada.

Esto significó un incremento en la nómina de 432 mil 193 pesos mensuales en el último semestre del gobierno de Duarte. Además de la desaparición de balones que costaron un millón de pesos, e instrumentos cuyo costó correspondió a los 60 millones de pesos lo que afecto a 520 planteles de tiempo completo.  

Marcelo González Tachiquín fue señalado por haber dejado deudas con proveedores en la dependencia, una situación de que él mismo se deslindó, bajo la justificación de que dicha responsabilidad había recaído en el exsecretario de Hacienda, Jaime Herrera Corral, quien había asegurado mediante oficios la solvencia económica suficiente para contraer los créditos.

“La Secretaría de Hacienda dejó de reportar aportaciones que correspondían al estado que es el patrón, lo retenían a los trabajadores y no lo reportaban, era el caso sólo de Gobierno del Estado.”