Hasta 5 años de cárcel a quien abandone a sus hijos, propone PAN

- Por

Por segunda ocasión, con su hijo en brazos, la senadora del PAN, Martha Cecilia Márquez, subió a la tribuna de la Comisión Permanente del Senado con el fin de presentar una iniciativa. Esta tiene por objeto castigar con pena de prisión, a las personas que abandonen a sus hijos o cónyuges de forma injustificada.

Buscan prisión para aquellos que abandonen a sus hijos.

A través de la reforma presentada en la Comisión Permanente, Márquez busca modificar los artículos 336 y 336 Bis del Código Penal Federal. La iniciativa fue turnada a la Comisión de Justicia del Senado de la República y de ser aprobada, será presentada al pleno en sesiones posteriores. La iniciativa presentada por la senadora menciona lo siguiente:

«Al que sin motivo justificado abandone a sus hijos o a su cónyuge, sin recursos para atender a sus necesidades de subsistencia, se le aplicarán de uno a cinco años de prisión, o 200 a 380 días de multa; privación de los derechos de familia, y pago como reparación del daño, de las cantidades no suministradas oportunamente por el acusado».

De igual manera la iniciativa indica que aquellas personas que se ausenten injustificadamente, pero que se encuentren en estado de insolvencia para cumplir con sus obligaciones alimentarias, se les impondrá una pena de prisión de uno a tres años. Esto, referente a la modificación del artículo 336 Bis del Código Penal Federal.

«Al que dolosamente se coloque en estado de insolvencia con el objeto de eludir el cumplimiento de las obligaciones alimentarias que la ley determina, se le impondrá pena de prisión de uno a tres años«.

Al exponer la iniciativa en la tribuna, la legisladora del partido conservador mencionó que se buscará que las investigaciones relativas al incumplimiento de las obligaciones alimentarias, no prescriban. De igual manera mencionó que en caso de que se detecte que hubo dolo en el estado de insolvencia, es decir, que la persona simuló ser insolvente para cumplir las obligaciones alimentarias, estas se podrán exigir de forma retroactiva.

Con su hijo en brazos.

Al tenor de lo mencionado en los primeros párrafos, la legisladora ya se había presentado en la tribuna con su bebé en brazos. En aquel momento, exigió que los titulares de Petróleos Mexicanos, la Secretaría de Hacienda y la Secretaría de Energía, comparezcan ante el Congreso de la Unión para explicar lo que acontece en el desabasto de combustibles. En su exposición pidió que los funcionarios «den la cara». La legisladora fue interrumpida por el Presidente de la Mesa del Senado, Porfirio Muñoz Ledo, que le dijo «Perdón, hay un mínimo de tolerancia materno-infantil».

Porfirio Muñoz Ledo fue duramente criticado por sus declaraciones. La situación llegó al punto que el Partido Acción Nacional exigió que el legislador de Morena, ofreciera una disculpa pública por sus comentarios a la senadora.