200 años tardará en cerrarse brecha de género económica

- Por

Las conclusiones a las que llegó el Informe Global sobre la Brecha de Género 2018 del Foro Económico mundial vislumbran un largo camino por recorrer para cerrar la brecha de género en lo que respecta a los ingresos. El reporte nos permite tener un panorama sobre la situación de los derechos de las mujeres en lo político, económico y educativo.

Hay mejoras pero son insuficientes.

En un primer momento el reporte informa que 88 de 149 países estudiados registran mejoras significativas en problemas como lo son la brecha salarial y la representación política de las mujeres. Sin embargo, el Foro también menciona que a pesar de los avances, es posible que tarde más de 200 años en cerrarse la brecha de género en los ingresos.

El problema reside principalmente en lo económico, pues es ahí donde la brecha de género tardará aproximadamente 202 años en cerrarse. Esto es contraste al comprarse con la brecha política que tardaría únicamente 107 años en cerrarse, prácticamente la mitad del tiempo.

Para dimensionar el problema, el informe más reciente de la OIT indica que la brecha de ingresos entre hombres y mujeres ronda el 20%. En el reporte del foro también se indica que las mujeres ocupan menos del 35% de los puestos gerenciales en el mundo. Dentro del ranking de países indicados por el Foro Económico Mundial, hay varias sorpresas.

El país líder en el ranking mundial de Brecha de Género es liderado por Islandia, sin embargo, la diferencia más pequeña entre las diferencias económicas y políticas es Laos. El país asiático tiene un puntaje de 0.915 de 1. Bastante impresionante si se considera que países como Japón y China ocupan los lugares 110 y 103 a nivel mundial.

A deber en lo político, económico y educativo.

Entre otras cosas el reporte del Foro indica que las mujeres son las más propensas a realizar labores no remuneradas como el trabajo doméstico por ejemplo. Esta actividad es realizada en promedio por el doble de horas que los hombres. De igual manera se indica que sólo en el 60% de los países hay igualdad para el acceso a los servicios financieros y en el 42% a la propiedad de la tierra.

En el caso de lo político esto se representa de otra manera. El reporte del Foro indica que hay 17 mandatarias en los 149 países, es decir, el 11%. A su vez, en los gabinetes, estos se conforman en un 18% por mujeres y en los parlamentos el 24% de sus miembros. Curiosamente Ruanda es uno de los países con mayor participación parlamentaria de las mujeres con el 61.3% de este conformado por mujeres.

A la falta de acceso al ámbito político, se suma también una importante desigualdad en lo educativo. Según el Foro, 44 de los 149 países tienen una tasa de analfabetismo femenil superior al 20%, siendo el peor de los casos Chad dónde 87% de las mujeres son analfabetas.

Sin embargo, en este ámbito las cosas son un tanto mejores. El Foro Económico Mundial pronostica que la brecha educativa entre hombres y mujeres podría cerrarse en 14 años. Aunque las preocupaciones persisten en la matriculación pues menos mujeres (39%) que hombres (34%) se matricula en la universidad.

En lo que respecta a la salud, la brecha ya es prácticamente inexistente. El reporte del foro indica que no existe desigualdad en este aspecto que considera esperanza de vida y acceso a los servicios de salud. Únicamente en tres países: Kuwait, Bhután y Bahrein, las mujeres viven menos que los hombres. Usualmente la mujer vive más que el hombre.

El dinero no reduce la brecha de género.

Más, quizá lo más impresionante del reporte del Foro es que evidencia algo sumamente importante: el dinero no cierra brechas, al menos no necesariamente. La lista a excepción de Islandia, Noruega, Suecia y Finlandia, está compuesta principalmente por países en desarrollo como Ruanda, Nicaragua, Filipinas y Namibia. Muchos de estos países no solo no son ricos ni desarrollados sino que son literalmente pobres.

Del otro lado encontramos a naciones en dónde uno podría considerar que las cosas son distintas por su nivel de desarrollo económico, pero no es así. Estados Unidos ocupa el lugar 51, Italia el 70, Rusia el 75, Brasil el 95, China el 103 y por increíble que parezca, Japón ocupa el lugar 110. Por su parte, México mejora este año y se ubica en el lugar 50, un avance de 31 puestos respecto a 2017 cuando se encontraba en el lugar 81.