Gastos de gobierno por 507 millones en celulares durante la era Peña Nieto

- Por

El sexenio del mexiquense no deja de arrojar cifras alarmantes por derroche de recursos. En un gobierno que estuvo plasmado de viajes al extranjero, choferes privados, seguro médicos privados y guardaespaldas, la telefonía celular también participó en el derroche. A unas semanas de que Enrique Peña Nieto deje el poder, se han gastado más de 507 millones de pesos en la compra y mantenimiento de telefonía celular para funcionarios públicos.

Este dispendio supera por mucho a la ya escandalosa cifra de 404 millones de pesos que se gastaron en la era Felipe Calderón por el mismo concepto. Desde que Enrique Peña Nieto llegó al poder, se han solicitado celulares de lujo y planes de telefonía en prácticamente cada secretaría del estado, siendo la policía federal la que más gastos en smartphones registra bajo este concepto. Durante el sexenio de Felipe Calderón y el de Peña Nieto, los gastos en telefonía de la policía federal llegan a más de 176 millones de pesos.

Para entender este gasto es necesario ver la facilidad con la que el gobierno calderonista abrió las puertas a este tipo de derroches presupuestarios. El periódico El Universal informa que tan solo en la PGR se han destinado más de 160 millones de pesos para compra de teléfonos celulares y planes telefónicos desde el 2006. Cuando se solicitan datos a fondo sobre quiénes utilizan estos dispositivos y cómo lo hacen, las autoridades niegan la información, asegurando que es confidencial.

Se sabe que dentro de la PGR hay 1,173 elementos que gozan de estos servicios y tampoco se puede acceder a información de quiénes son y si es que realmente necesitan de estos smartphones. Recordemos que es en la procuraduría general en donde más se han detectado gastos irregulares y excesivos para los elementos que trabaja ahí. Dentro del plan de austeridad de López Obrador se encuentra la eliminación de este privilegio que el tabasqueño considera innecesario y abusivo.

Otra de las dependencias que más utiliza estos servicios celulares costosos es la UNAM. La universidad más famosa de México ha destinado 97 millones de pesos para celulares y planes de telefonía desde el 2006, cuando el PAN ganó las elecciones federales. A diferencia de las secretarías del gobierno mexicano, la UNAM no tiene a los gastos en telefonía entre sus prestaciones de ley. Aún así, la casa de estudios universitarios asegura que ha utilizado estos casi 100 millones de pesos para el “apoyo a actividades internas”.

También se sabe que muchos de los servicios ligados a esta prestación rebasan la capacidad legal de la misma. Además de teléfonos último modelo y pagos para planes tarifarios, se sabe que hay pagos para servicios como internet para equipos de cómputo, gastos en compras y mantenimiento de módems, compras de tablets y tarjetas BAM, para uso de redes inalámbricas.

Otras dependencias que han abusado de este recurso son la CFE, que reporta gastos por más de 80 millones de pesos. La Judicatura Federal ha destinado 124 millones de pesos a compras y servicios de telefonía desde hace doce años, lo mismo sucede con la cámara de diputados, en donde el gasto asciende a 27.4 millones de pesos. Para el próximo sexenio, el gobierno obradorista asegura que se terminará con estos derroches.