Morena propone la iniciativa “Karime Macias” para encarcelar a quienes encubren delitos

- Por

No se esperaba que fuera Veracruz el estado en donde se descubriría la fórmula del PRI para saquear recursos públicos. Cuando Javier Duarte ganó las elecciones en 2010, ni siquiera su partido podría imaginar cómo terminaría todo. El veracruzano acaba de declararse culpable por robo de dinero público y su esposa se encuentra viviendo cómodamente en Londres.

Para buena parte de la sociedad mexicana, Karime Macías debería estar tras las rejas, al igual que su esposo. Y es que la información en donde se confirma que Macías sabía sobre los delitos de Javier Duarte es contundente. La fiscalía veracruzana no solamente ha detectado a Karime como encubridora de los delitos de su esposo, también se le vincula como una parte activa en la toma de decisiones para desviar dinero público a sus cuentas privadas. Con lo robado, el matrimonio compró decenas de propiedades y gastó en viajes millonarios.

Para detener este tipo de actividades, los senadores de Morena pretenden una iniciativa de ley que castigue también a las personas que tienen conocimiento de un delito y encubren a los responsables. Como se sabe, hasta el momento Karime Macías se declara completamente inocente y asegura no tener nada de relación con la red de empresas fantasma de Javier Duarte. Los morenistas quieren una reforma al código penal para agravar el delito de encubrimiento.

A cargo del diputado Óscar Eduardo Ramírez, la iniciativa busca “someter al enjuiciamiento penal la conducta de las personas que tienen vínculos con el delincuente y que, en no pocas ocasiones, resultan beneficiadas de los bienes se obtienen con producto del delito”. Con esto, se da un claro guiño de que la iniciativa está inspirada en el caso de Duarte y Macías. Pero no es exclusivo del matrimonio jarocho, en México es una tendencia que secretarios personales, asesores, esposas, familiares y otras figuras cercanas a políticos corruptos o empresarios se beneficien de los actos ilegales sin ser castigados o perseguidos por la ley.

La intención de la reforma al código penal es que también es importante considerar el entorno de una persona corrupta para entender sus formas de operación y de encubrimiento. “Que se sancione a quienes lo encubren y, eventualmente, se benefician con los bienes productos del delito”. Por lo que la constante de que se persigue al corrupto pero no a sus beneficiarios debería cambiar totalmente en México, uno de los países más corruptos del continente, según el último reporte de Transparencia Internacional.

Actualmente, el delito de encubrimiento se sanciona con tres meses a tres años en prisión, además de una multa que va de 1,300 a 5,300 pesos. Para Morena esto es ridículo, tomando en cuenta la participación de ciertas personas en el encubrimiento de varios delitos graves. Por lo tanto, proponen incrementar el castigo y que vaya de 3 a 8 años en prisión, con multas de 9 mil hasta 45 mil pesos. Con este pretenden que el delito de encubrimiento reciba penas ejemplares.

Por lo tanto, una persona enterada de actividades ilícitas de un cercano, como el caso de Karime y Duarte, que reciba aún así dinero, propiedades o favores derivados tendrá que pagar un castigo de hasta ocho años en prisión y una multa de hasta 44,180 pesos. Esta sanción también aplicaría a las personas que alteren evidencia para proteger a un delincuente cercano.Si se llegara a capturar a Karime Macías antes de esa iniciativa, la esposa de Duarte podría pasar solamente tres meses en prisión por el delito de encubrimiento.