Se busca prohibir las bolsas de plástico en supermercados mexicanos

- Por

La costumbre de ir al supermercado exige utilizar un puñado de bolsas de plástica para separar ciertos tipos de productos. En unas bolsas los acomodadores prefieren meter los productos similares como panes, productos de limpieza, para baño, etcétera. La práctica es tremendamente común en México y parece ser que los consumidores pocas veces se detienen a pensar en el nivel de contaminación que se genera con las bolsas plásticas de un solo uso.

Estos empaques de plástico son elaborados a partir de petróleo en menos de 10 segundos por unidad. Después, son utilizados en supermercados alrededor de doce minutos y se tiran a la basura, en donde tardarán cientos de años en degradarse. El daño ambiental es inmenso y una propuesta de ley del partido Verde Ecologista pretende que se prohíba el uso de estas bolsas en supermercados y tiendas nacionales. Una de las propuestas es usar plásticos biodegradables.

La diputada capitalina pretende impulsar un proyecto de ley en donde se considere el daño ecológico de esta práctica y se puedan generar multas de más de 160 mil pesos para las empresas que continúen usando bolsas plásticas. La reforma se haría a la Ley de Residuos Sólidos, que actualmente no sanciona con severidad la promoción de bolsas plásticas y su impacto ambiental. El cambio iniciaría en la Ciudad de México con miras a ser una propuesta nacional, aunque ya se ha propuesto en ciertos estados del país.

Para la diputada Alessandra Rojo, un mexicano llega a consumir hasta 150 bolsas de plástico al año que inmediatamente son echadas a la basura después de su uso y que generalmente no se cuenta con la práctica de separar la basura, lo que genera aún más daño ecológico. Con la cantidad de habitantes en la Ciudad de México, parece ser que 1,350 millones de bolsas de plástico son desechadas cada año. Esto sin contar el uso de bolsas plásticas en el resto del país.

Recordemos que actualmente solo el 5% de las bolsas plásticas son reutilizables, por lo que se ha elevado la opción en redes sociales para que los consumidores lleven sus bolsas de tela al supermercado. Walmart, una de las cadenas que más ha propiciado el uso de estos plásticos, se ha volcado actualmente en imponer algunas medidas para cambiar. Como consumidor puede que te haya tocado ir a un supermercado de esta cadena y que te ofrezcan poner tus productos en una caja, antes que en una bolsa plástica.

Sin embargo, para la diputada Verde se necesita modificar la ley e imponer sanciones económicas a las empresas que ignoren el daño ambiental que se genera con la distribución de estas bolsas. Buena parte de este tema está relacionado con los empacadores, generalmente niños o adultos mayores, quienes se esfuerzan con cada compra por colocar los productos en las bolsas plásticas para buscar una propina por parte del consumidor.

Esta forma de explotación laboral va íntimamente ligada al uso del plástico e incluso en compras pequeñas, hasta de un producto previamente empaquetado, se utiliza una bolsa. Todo bajo el consentimiento de los supermercados. Por lo tanto, la intención de la diputada es no golpear a las empresas que producen estas bolsas y empezar a cambiar poco a poco hasta utilizar en un 80% bolsas biodegradables. La propuesta podría mejorar si se estimulara a los consumidores a que ellos mismos lleven sus bolsas de tela, algo que evitaría el uso, incluso, de cientos de bolsas biodegradables.