El PRD sí gobernará Coyoacán pese a violencia y compra masiva de votos

- Por

En Coyoacán quedó clara una cosa: es la primera elección en donde se reconoce que hubo violencia política de género en contra de una candidata. Como resultado de meses de conflicto entre el PRD capitalino y Morena, se decidió darle el triunfo definitivo al exfutbolista Manuel Negrete en una de las delegaciones más importantes de la capital mexicana.

Después de que María Rojo, candidata morenista, impugnara la victoria de Negrete por acusarlo de usar programas sociales a favor de su candidatura y de que ella misma fue amenazada y agredida para hacerla claudicar en su intención por gobernar, el tribunal electoral asegura que sí hay claras señales de abuso electoral pero que no son suficientes como para anular la elección.

Con este resultado, el perredismo capitalino respira después de una paliza electoral que sufrió el primero de julio. Hace tres meses, el partido del sol azteca que dominaba la Ciudad de México, perdió la jefatura de gobierno, varias delegaciones históricas y el control de la asamblea capitalina. Por lo tanto, la victoria de Negrete en Coyoacán era una de las pocas victorias trascendentes. Cuando se decidió anular la elección por una clara compra de votos en favor del PRD, el partido amarillo enfocó todas sus fuerzas para mantener su triunfo.

Durante los meses de campaña se sabe que el perredismo capitalino puso en marcha al menos tres programas sociales para condicionar el voto de las personas de Coyoacán. Se trata de una delegación histórica en la vida de la capital mexicana y muchos de sus habitantes viven en condiciones de pobreza extrema. Conscientes de esto, en el PRD prometieron tinacos, despensas, tablets y tarjetas electrónicas para comprar votos.

Los daños a la democracia están documentados y ya habían sido reconocidos por el tribunal electoral cuando se anuló la votación. La sorpresa llega ahora, cuando los mismos personajes que detuvieron todo ahora ratifican a Negrete en Coyoacán, asegurando que toda esa compra de votos y ataques en contra de María Rojo no bastan para quitarle el triunfo al candidato del Frente. La explicación más sólida dice que los programas sociales pudieron no haber influido en la decisión de los votantes.

La acción del tribunal mete freno a Morena, quienes celebraran y esperaban que la actriz María Rojo tomara control de Coyoacán el día de hoy. Con un perredismo furioso que acusaba al próximo presidente de México y a la nueva jefa de gobierno, Claudia Sheinbaum, de operar en su contra, se le ha otorgado la licencia a Negrete para que justo el día de hoy se estrene como alcalde coyoacanense.

El recurso que siempre ha sostenido Manuel Negrete es que los votos que tuvo de ventaja sobre Rojo representan más del 11%. Con esto, asegura el perredista y su partido, no es posible anular una elección gracias a una diferencia tan grande entre él y la candidata de Morena. Esto es un gesto que también recalcó el magistrado Felipe de la Mata Pizaña, quien aseguró que con ese margen de distancia es innecesario quitarle la victoria a Negrete. Por lo tanto, el día de hoy tomará protesta de forma definitiva.