Consulta sobre el NAIM costará 1.5 millones y… ¿la pagará Morena?

- Por

A Morena le gustan las consultas y las encuestas. En la mayoría de oportunidades se ha sometido a consultas masivas las decisiones más polémicas dentro y fuera del partido. Por eso mismo el tema del nuevo aeropuerto capitalino será sometido a una de las más grandes consultas ciudadanas. El proyecto peñista podría ser anulado o continuar con ciertas modificaciones. Para saber qué hacer, Morena necesita de tu opinión.

Para generar esta consulta ciudadana, una opción que pretende usar continuamente López Obrador en su sexenio, se hará una pregunta con dos opciones de respuesta. En una se ofrecerá la continuación del aeropuerto en los terrenos de Texcoco y la otra propone continuarlo en Santa Lucía, la opción morenista por excelencia. Para consultar a la mayor cantidad de ciudadanos posibles, Morena promete cuatro días de votación. Según varias encuestas, los mexicanos están de acuerdo en continuar las construcciones en Texcoco.

El costo final de la consulta, aseguró el futuro vocero del tabasqueño, será de 1.5 millones de pesos. Para cubrir este costo económico, Morena solicitará donativos a sus diputados y senadores de la 64 legislatura. Con mayoría en ambas cámaras, el partido guinda confía en que se cubrirá el monto rápidamente. Para respetar la apertura, Jesús Ramírez confirmó que se hará público el financiamiento de la primera consulta ciudadana de Morena. Se sabrá qué legislador aportó el dinero y cuánto fue el monto.

Después de que el vocero de López Obrador comentara el financiamiento de esta consulta, los líderes de Morena en la cámara de senadores y diputados salieron a negar el apoyo económico. Para Porfirio Muñoz, en San Lázaro, y Ricardo Monreal, en la cámara alta, se terminaron los apoyos de legisladores a las intenciones del tabasqueño. Aseguran que se encuentran en una fase de austeridad y que no habrán de pagar ni un peso a una consulta sobre aeropuerto.

Dejaron en claro que si alguien desde Morena gusta donar a la causa, está bien, pero que nadie estará obligado a dar dinero para un tema que solamente le imcumbe al equipo cercano a López Obrador. Con esto, se dejan ver las pequeñas grietas entre el partido guinda y Obrador, quien, aseguran, nunca les preguntó o comentó algo acerca de estos pagos de 1.5 millones para la consulta ciudadan. Después del debate, el coordinador de los morenistas en San Lázaro, Mario Delgado, salió a calmar las cosas y decir que todo morenista que desee aportar podrá hacerlo, lo que presupone que la petición se hara tendencia entre los del partido guinda en la cámara baja, que suman 255 elementos. Para que los diputados solventen el costo total de la consulta, se necesitarían donativos de 5,883 pesos de cada uno.

Pero también se aseguró que el resultado de la consulta ciudadana no definirá completamente el futuro del proyecto. Es decir, la función de las consultas ciudadanas es darle el poder de decisión a los ciudadanos, pero en este caso la decisión final la seguirá tomando el gobierno de López Obrador. Desde las instituciones y empresas involucradas en el nuevo aeropuerto capitalino ya se suplica por continuar el proyecto como está. Para Obrador, el costo de la obra es excesivo y ya presenta varios casos de corrupción, por lo que ha propuesto los terrenos de Santa Lucía como la opción ideal para el aeropuerto.

Colectivos y grupos civiles aseguran que la construcción actual está dañando severamente el lago de Texcoco y varias comunidades cercanas. Este ha sido uno de los temas que más ha comentado Obrador para defender su postura en contra del aeropuerto peñista. Además, el tabasqueño ha asegurado que tiene datos de que la obra costará mucho más de lo prometido, por lo que se extendería su apertura comercial.

Lo sorprendente en esta consulta es que será pagada por primera vez con salarios de legisladores y no con dinero público, como se acostumbra en el gobierno federal. Pero también se cuestiona la creación y promoción de una consulta tan grande si al final sus resultados no serán determinantes. Para captar la mayor cantidad de votantes, Morena asegura que se instalarán casillas en 538 municipios, en donde se concentra la mayor cantidad de mexicanos.

Las fechas de la votación serán del 25 al 28 de octubre, en donde los mexicanos habrán de dejarle en claro al próximo gobierno qué esperan del tema aeroportuario capitalino. Lo cierto es que en estados sumidos en la violencia o la pobreza, como Guerrero, Oaxaca o Chiapas, el tema de un aeropuerto en la capital del país es algo que realmente no les interesa. Por eso es que algunos críticos han cuestionado la aplicación de esta consulta en zonas en donde no hay impacto directo con la creación de un nuevo aeropuerto.