Los cuerpos en los tráilers de Jalisco llevan más de dos años: Octavio Cotero

- Por

Octavio Luis Cotero, extitular del Instituto Jalisciense de Ciencias Forenses (IJCF) reveló que los cadáveres encontrados en los tráilers llevan más de dos años en estos vehículos. Se tomó esta decisión ya que los refrigerados del IJCF estaban abarrotados. En una rueda de prensa, Cotero dijo que se requirió a la Fiscalía y al secretario general de Gobierno que «se construyera un espacio donde se pudieran inhumar esos cuerpos que ya eran demasiados, y que estaban causando un problema evidente con el mismo personal».

Rafael Castellanos, fiscal en aquel entonces, se negó a construir este espacio por lo que dio la solución de alquilar un tráiler con refrigeración. El vehículo estuvo en ese lugar casi dos años. Cotero fue destituido por el Gobernador del estado de Jalisco, Aristóteles Sandoval, cuando se dio a conocer que el tráiler contenía estos cadáveres. Además reveló que no solo era uno, sino dos ya que en el primero ya no cabían los cuerpos.

Aseguró que: «no hay expectativas de fosas dónde depositar esos cuerpos; una situación muy lamentable y que, además de esa necesidad, esa urgencia, no es nueva, es de hace más de tres años y nunca se atendió«. Dijo que se intentó construir un cementerio forense pero la iniciativa está suspendida desde hace quince días.

Dijo que el nuevo director del IJCF debe ser «un mago» para resolver este tipo de problemas sin presupuesto, ya que «el Instituto padece una deficiencia económica verdadera». Uno de los tráilers de refrigeración fue abandonado en dos ocasiones en Tlaquepaque y Tlajomulco, sin embargo esta decisión no se les dijo al forense.

Los cadáveres «están en los tráilers, uno es el que se exhibió en los medios y otro nuevo que se contrató por parte de la Fiscalía porque nosotros no tenemos recursos para contratar ese tipo de servicio, ni la bodega donde estuvieron. No fue de mi conocimiento, ni información», aseguró.

Violencia sobrepasa la capacidad del IJCF

Otro de los problemas es que ha habido un aumento en la violencia en el estado, esto debido a la disputa entre el Cártel de Jalisco Nueva Generación y el Cártel Nueva Plaza. Es por esto que estos 300 cuerpos no pueden ser resguardados dentro de las instalaciones, debido a que se excedió la capacidad. Hasta julio de 2018 se registraron 552 asesinatos, además de tres mil personas desaparecidas.

El espacio ha sido insuficiente desde hace años, por lo que el IJCF recurrió a la cremación. Entre 1997 y 2015 el instituto incineró 2 mil 754 cuerpos. En 2013 la Ley General de Víctimas prohibió esta práctica hasta que se concluyan las investigaciones, sin embargo, en Jalisco se realizó todavía dos años más.

De junio a agosto de este año se encontraron los cadáveres de 49 personas en fosas clandestinas, informó Sin Embargo. Las fosas estaban en los municipios de Tlajomulco, Tlaquepaque, El Salto, Juanacatlán y Guadalajara. Actualmente el IJCF resguarda 444 cuerpos sin identificar, incluyendo los que están en los tráilers.

Con información de Sin Embargo.


Etiquetas: