Rocío Nahle aseguró que no habrá más «gasolinazos»

- Por

Rocío Nahle, próxima secretaria de Energía en el gobierno de López Obrador, aseguró que no habrá más gasolinazos. Explicó que aunque los precios del petróleo seguirán abiertos al libre mercado, el país rehabilitará refinerías y construirá nuevas para poder bajar el precio al tener mayor producción nacional.

Señaló que en unos meses se meterá más carga a las refinerías para mayor producción. Dijo que: «hoy tenemos estos precios de gasolina porque estamos importando el 80 por ciento, nosotros estamos seguros de que una vez que Pemex empiece a aumentar la producción de gasolina, es una empresa más que va a estar en el libre mercado, y que va a ser un factor, un competidor muy importante para con ello poder estabilizar los precios y no necesariamente se van a disparar«, aseguró.

Dijo que ya tienen un diagnóstico de las seis refinerías del país para determinar cómo incrementar la producción de la gasolina. Aseguró que: «ya se hizo un diagnóstico de cuáles equipos están mal, cuáles son los cuellos de botella en el proceso, y con eso vamos a trabajar inmediatamente«. Actualmente las refinerías trabajan al 60 por ciento de su capacidad y esperan incrementar ese porcentaje. El diagnóstico también indica que se podrá tener la nueva refinería operando en tres años.

Agregó que: «nosotros vamos, a partir del 1 de diciembre, desde el primer día, a iniciar ya con los trabajos, incluso con el presupuesto del 2019 para que, con los proyectos de inversión, sea acorde a las necesidades reales».

Se puede lograr en tres años

También mencionó que no sólo es importante habilitar las refinerías sino también las hidroeléctricas, ya que tienen una carga muy baja. Aún falta consultar con expertos del Instituto Mexicano del Petróleo para saber si es factible la construcción de una gran refinería o dos de mediana producción.

Aseguró que sí es posible construir una refinería en tres años, ya que se ha hecho en otras partes del mundo, «a nosotros nos estuvieron diciendo los gobiernos pasados que era imposible, que no se podía, y eso lo han estado diciendo por muchos años, y cuando ves experiencias en otros lados del mundo ves que sí se puede. Son refinerías grandes«, concluyó. Durante toda su campaña, López Obrador aseguró que de ganar construiría dos refinerías, una en Tabasco y otra en Campeche, aunque no se ha confirmado dónde estarán ubicadas.

Por otra parte, Carlos Urzúa, próximo secretario de Hacienda, opinó que el único cambio al precio de la gasolina será por la inflación y no por el costo en sí: «creemos que no puede haber movimientos abruptos en el precio de la gasolina. Es decir, estamos pensando en incrementar cada año, por inflación, el precio. En términos reales no se va a incrementar, pero en términos nominales sí, por la inflación«.

Con información de ADN Político.