El cultivo de la amapola tendrá un giro drástico durante el gobierno de AMLO

- Por

Los intentos de pacificación de López Obrador están llegando a escenarios en donde pocos se veían considerados. Si bien se habló en un principio de un perdón especial a personas relacionadas en la guerra contra el narcotráfico, la invitación del próximo gobierno de izquierda se extiende a mucho de lo relacionado con el cultivo de amapola, una de las plantas más satanizadas del mundo. Si bien la amapola forma parte del total de temas involucrados en el mundo del narcotráfico nacional, el tabasqueño le ha puesto especial atención. Y es que el cultivo de esta planta se ha incrementado un 300% en los últimos cinco años. 

Para Olga Sánchez, su futura secretaria de Gobierno, será necesario impulsar propuestas de ley para legalizar a la amapola y la marihuana de inmediato. La intención de la que fuera ministra mexicana es la de pacificar a México desde un territorio inexplorado por los gobiernos federales anteriores. Si antes se quería terminar con el narcotráfico a balazos y con militares en las calles, el gobierno de izquierda pretende quitarle poder a los productores y vendedores de droga con estrategias desde lo legal.

López Obrador ha extendido la intención de otorgar perdones a personas ligadas al cultivo de la amapola. Así lo declaró para anunciar sus acciones de gobierno que arrancarán el primer día de diciembre de 2018. Podrá haber amnistía presidencial para los campesinos que se vieron obligados a sembrar amapola bajo amenaza de los cárteles del narcotráfico (siempre y cuando se revisen los casos individuales). Todas estas estrategias tienen la intención de pacificar zonas rojas como la de Guerrero, que surte de amapola a la industria de la heroína y morfina ilegal mexicana que se exporta grandes cantidades a Estados Unidos y otras naciones.

Cuando se acercaron algunas familias de campesinos encarcelados por sembrar amapola al tabasqueño, les aseguró que sí habrá análisis de sus casos para ver si serán acreedores a la futura amnistía presidencial. Esto no solamente fue atendido por Obrador. Después de que se le solicitará, el morenista agregó que lo relacionado con el tema de la amapola será evaluado oficialmente. “Con mucho gusto se les va a tomar en cuenta en estos foros porque sí queremos que nos expresen, todos los que tengan algo que decir, opinar, aportar sobre este tema”, dijo.

¿Legalización de amapola con fines médicos?

Además de considerar un perdón a los amapoleros, estos productores también han solicitado que el gobierno de izquierda legalice el cultivo para fines médicos. Lo cierto es que la apuesta es totalmente polémica en un país que ha satanizado a estas plantas que se usan regularmente para fabricar droga, principalmente la amapola. El gobierno de Obrador se respalda al mostrar los resultados que ha tenido este tipo de legalizaciones en naciones como España, Japón e India. Todos estos países han generado millones gracias a la producción de morfina.

La unión de comisarios para el desarrollo de la sierra de Guerrero lo dejó claro. “Buscamos que se legalicen los cultivos de amapola con fines médicos para que así se deje de criminalizar a los campesinos”, dijeron. Con esto dejan en claro que el cultivo de esta planta en territorios claves del país son inevitables, y que conviene más una legalización que una intención de seguir persiguiendo a los campesinos. El gobierno del tabasqueño sabe que a balazos no se ha podido solucionar la violencia derivada del narcotráfico, por lo que la legalización parece ser la bandera con la que Morena habrá de buscar pacificar a México. La goma de opio es una realidad en zonas como Guerrero, por lo que los campesinos solicitan una legalización fines médicos para solucionar no solo el conflicto armado, también la pobreza y la falta de oportunidad en los campos mexicanos.

Con información de El Universal.