Alberto de Meneses Weyll, quien acusara a Lozoya por caso Odebrecht, ha sido inhabilitado por la SFP

- Por

El exdirector de Odebrecht, Luis Alberto de Meneses Weyll, delató al exdirector de Pemex, Emilio Lozoya Austin, por haber recibido un soborno de 10 millones de dólares en el 2012 a cambio de su apoyo por otorgar contratos públicos. El diario Reforma informó que Meneses Weyll ha sido sancionado e inhabilitado por la Secretaría de la Función Pública, así como a la Constructora Norberto Odebrecht y su director de Finanzas, Gleiber José de Faria.

La SFP los acusó de supuestos pagos a sobornos, simulaciones e incumplimiento de un contrato por casi 2 mil millones de pesos. Según el comunicado de la SFP: «las sanciones impuestas por esta autoridad son estrictamente en el ámbito administrativo y son autónomas a las investigaciones que se realicen por probables conductas delictivas».

La inhabilitación impuesta es de dos años y tres meses, es la primera vez que se realiza este proceso en contra de una empresa y también el primer caso en el que se sanciona a los directivos. Esta sanción es por incumplimiento de un contrato de mil 811 millones de pesos que se firmó en noviembre del 2015 para la construcción de accesos y obras externas en la refinería «Miguel Hidalgo» en Tula.

La empresa Construcción Internacional de México funcionó como cesionaria de este contrato por lo que recibió sus obligaciones. Esto, según la SFP, simuló el cumplimiento de éste.  Aseguraron que la constructora Norberto Odebrecht «durante la ejecución del contrato… evadió el cumplimiento de los requisitos en el mismo».

En agosto de 2017, tres importantes ejecutivos hicieron la misma declaración: Emilio Lozoya recibió un soborno de 10 millones de dólares a cambio de su apoyo en México para otorgar contratos para la obra pública. La organización Mexicanos Unidos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) reveló que Odebrecht transfirió al menos 3 millones 140 mil dólares a una empresa en Islas Vírgenes, ligada a Emilio Lozoya. El exdirectivo rechazó estas acusaciones.

El 2 de marzo, un juez federal prohibió a la Procuraduría General de la República que solicitaran una orden de aprehensión contra el exdirectivo por tiempo indefinido, aunque las investigaciones siguen en curso. La suspensión estará vigente hasta que no se dicte una sentencia en el juicio de garantías.

Odebrecht tiene otras dos inhabilitaciones por un contrato de 2014 para el acondicionamiento de sitio y conformación de plataformas en Tula por mil 465 millones de pesos. La sanción de la SFP asciende a las 543.5 millones de pesos a cada uno de los involucrados. Estos castigos son independientes a las indagatorias del caso de la PGR.

Con información de Animal Político.