Estas leyendo: Socios de Asismex, ligados a otras 73 empresas fantasma, dedicadas al desvío de recursos

Socios de Asismex, ligados a otras 73 empresas fantasma, dedicadas al desvío de recursos

Hace dos días, el Instituto Nacional Electoral (INE) reveló en una de sus investigaciones más complejas, que la empresa veracruzana Logística, Estratégica Asismex SA de CV, había entregado al menos $18.4 millones de pesos a funcionarios de casilla, principalmente del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en 2012, de manera ilegal, para beneficiar a su entonces candidato: Enrique Peña Nieto.

El pago de estos recursos se realizó a través de tarjetas bancarias de las instituciones: Santander, Bancomer y Banamex. Ciro Murayama, titular de la Unidad Técnica de Fiscalización del INE, división que se encargó de la investigación, dijo que esta era una de las tramas de triangulación de recursos más compleja y: “un ejemplo de financiamiento paralelo, irregular y opaco, para pagar la operación electoral el día de la votación del 1° de julio de 2012”.

El día de ayer, se reveló que Asismex estaba vinculada con el caso de desvío de recursos en Veracruz, a manos de Javier Duarte. Este vínculo se encuentra en el dueño de Asismex: Juan Carlos Reyes de León, quien, además de la antes dicha, es dueño de la empresa Comercializadora Alifresh S.A de C.V: empresa fantasma, creada una semana antes que su hermana, y que forma parte de las compañías fachada a través de las cuales el ex gobernador desapareció $645 millones de pesos.

Las formas son ya conocidas: a través de licitaciones simuladas, y contratación de servicios nunca brindados; el día de hoy, el periodista Raúl Olmos, ha dado a conocer que tanto el dueño de Asismex y Alifresh, como sus accionistas, están ligados a por lo menos otras 73 empresas fantasmas dedicadas a lo mismo: el saqueo de recursos públicos.

Al menos 16 de estas empresas están directamente vinculadas con la red de Duarte, y se calcula que habrán recibido fondos desde las arcas de Veracruz, por $371 millones de pesos, de acuerdo a lo revelado por Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI).

Fue a través de un rastreo llevado a cabo en el Registro Público de Comercio de Veracruz, llevado a cabo por MCCI, como se supo de los vínculos de Reyes de León y sus accionistas, con la vasta red de desvío: los antes mencionados con al menos 12 empresas, y la apoderada legal de Asismex, Araceli Barragán Hernández, en dos.

“En esas 14 empresas, los operadores de Asismex están asociados con 15 residentes de colonias populares del puerto, y ellos a su vez aparecen en actas como supuestos dueños de otras 59 compañías en los estados de Veracruz, Oaxaca, Querétaro y Chiapas”, destaca Olmos, y expone que José Alfredo García Barradas, accionista mayoritario de Asismex, tiene cuatro socios en Empresariales Cooperativistas Emcoo, reportada por el SAT como sospechosa de realizar operaciones simuladas.

Alberto Yoshimar Zamorano, socio de Emcoo, es a su vez accionista de otras seis empresas; entre ellas, las comercializadoras Comerprod y Aracon, que, durante la administración del exgobernador ahora preso en el Reclusorio Norte, recibieron contratos por $48 millones de pesos; Comeprod fue, por otro lado, plenamente identificada por el SAT como empresa fantasma.

Otro socio de Emcoo es Pablo González Lizardi, quien, de acuerdo a las actas del Registro Público, es dueño de Pefraco SA de CV: compañía fraudulenta que forma parte de la red duartista, y que durante esa administración recibió contratos por más $121 millones de pesos.

Por su parte, Reyes de León, dueño de Asismex y Alifresh, está asociado con José Antonio Infanzón González, dueño de otras ocho empresas de la red de Duarte; además de esto, Reyes de León es el apoderado legal de Desarrolladores Mercalim, también en la lista negra del SAT, y cuya dueña es María Patricia Ríos Triana, quien también participa en 12 empresas fraudulentas.

La lista completa de los socios de Asismex, y sus conexiones con otras compañías fantasma, la puedes revisar aquí, reportado para Aristegui Noticias.

Discusión