Odebrecht sí estuvo detrás de la campaña de Peña y le donó millones de dólares: MCCI

- Por

La relación entre el presidente de México y Marcelo Odebrecht, director del grupo brasileño dueño de diversos negocios en los campos de la ingeniería, es mucho más que formal. Ambos se vieron durante años para impulsar proyectos del consorcio carioca en México con capitales en los que se inyectaban millones de dólares.

Lo que se comentaba como rumor, hoy se confirma, gracias a una investigación de Mexicanos Contra la Corrupción e Impunidad (MCCI). Esta organización dedicada a exhibir la corrupción en el país ha mostrado documentos clave en donde se comprueba que Odebrecht estuvo completamente detrás de la campaña peñista, allá por 2011.

Además, se comprueba que esta empresa brasileña sumida en el escándalo y con su director encarcelado donó 1.5 millones de dólares en tres ocasiones a la empresa Latin America Asia Capital, vinculada al priísta Emilio Lozoya, según los delatores que están exhibiendo completamente los manejos turbios de la empresa en prácticamente toda latinoamérica.

Marcelo Odebrecht y Peña Nieto. Fuente: Proceso

MCCI también ha demostrado que los contactos entre Marcelo Odebrecht y Enrique Peña se gestaron durante años y que fue a la llegada del mandato peñista cuando se le abrió las puertas a esta organización sumida en la corrupción. Desde que el priísta anunciara sus intenciones por llegar de la silla presidencial mexicana, los contactos presenciales entre ellos iniciaron.

En abril del 2010, Peña viajó a Brasil para conocerse con Marco Odebrecht y a partir de ahí las reuniones no cesaron. Mientras Felipe Calderón gobernaba el país, Odebrecht ya se reunía con el panista y también con el precandidato, Enrique Peña. Durante las charlas que llegaron a durar dos horas, según el informe, se planearon las bases del proyecto Etileno XXI, que se gestaría en Veracruz.

También estuvo involucrado el polémico y ahora detenido ex gobernador Javier Duarte, quien se reunió con el director brasileño. Aquí es donde entra a escena Carlos Fadigas, quien fuera director de Braskem, la filial petroquímica de Odebrecht. Él es el personaje que fungió como vínculo sólido entre la política mexicana y el grupo brasileño. Estuvo en muchas de estas pláticas y fue su filial la encargada de donar todos esos millones de dólares a las arcas priístas.

En su momento, Fadigas recalcó los triunfos y lazos que estaba realizando entre estos dos grupos de poder. “Tenemos el pleno apoyo (para el proyecto Etileno XXI), no sólo del actual Presidente Calderón, sino que también hemos tenido contacto con el presidente electo, Enrique Peña Nieto. Conoce el proyecto. Lo hemos discutido con él, y también apoya 100%”, dijo Fadigas, según correos filtrados.

Los documentos revelados por la organización MCCI, incluyen estados de cuenta de transferencias desde el Meinl Bank, y fueron integrados a la carpeta de investigación FED/FEPADE/UNAI-CDMX/0001139/2017 que tiene abierta la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales (Fepade). Por lo que el despido de su anterior director, Santiago Nieto, puede estar relacionado con esta investigación, en un intento por frenar las acusaciones.

Ya como presidente de México, Peña no dudó en invitar personalmente a Marco Odebrecht y a su socio Carlos Fadigas a la residencia oficial de Los Pinos para sellar los acuerdos pactados desde la precampaña electoral de 2012.

La filial de Odebrecht, Braskem, se ha visto inmersa también en varios escándalos relacionados al apoyo a candidatos políticos en toda latinoamérica a cambio de contratos y licitaciones. Ya se le investiga también en varias naciones sudamericanas. En la persecución del famoso caso Lava Jato, se descubrió que la filial petroquímica financió a candidatos y partidos políticos en todo Brasil, y en la punta sur del continente aportó dinero para la campaña del presidente argentino Mauricio Macri.

Con estas revelaciones, el sexenio peñista se hunde más en los escándalos de corrupción que lo han perseguido desde su primer año en el poder. Y es que Odebrecht ha sido un tema ligado a su presidencia gracias a delatores de la empresa brasileña. Ahora, con estos correos y la evidencia de los depósitos millonarios, las acusaciones en contra del mexiquense y su equipo de trabajo crecen.

Emilio Lozoya, quien juró ser totalmente inocente y acusó con demandar a todo aquel que lo relacionara en casos de corrupción, se ve inmerso de nuevo en el fango de Odebrecht.

Mira toda la información en esta investigación de MCCI.